Eric Herrero, tenor de Brasil

Eric Herrero, tenor

Eric Herrero
Eric Herrero saludando a al público como el Príncipe de Rusalka

El Apasionado - Eric, antes que nada muchas gracias por aceptar este reportaje.

Eric Herrero - ¡Gracias a usted! Es un placer muy grande, una vez más, poder hablarle a usted y a todo el querido público argentino

E. A. - El año pasado tuvimos una breve entrevista con motivo de comenzar la obra Adriana Lecouvreur, de Cilea, en la que asumiste el rol de Maurizio. Fue un gran trabajo el tuyo. Ya te había visto en Jenufa, donde interpretaste de forma excelente a Laca, y luego te pude ver en Ariadna en Naxos, donde tuviste el rol del Tenor, para mí el mejor rol que te he visto cantar hasta ahora, más todavía si pensamos en las exigencias que Richard Strauss les ponía a los tenores. En este rol del Príncipe en Rusalka te desenvolviste muy bien, se nota que conoces el rol a la perfección.

E. H. - Gracias. La verdad es que son roles muy difíciles y que exigen mucho preparo técnico y musical. En el caso del Tenor/Bacchus en Ariadna, mi estreno en el Teatro Solís de Montevideo, tuve el placer de cantar con mi querida amiga Eiko Senda.

E. A. - ¿Qué dificultades tiene Rusalka para tu rol del Príncipe? ¿Lo habías hecho antes?

E. H. - Es mi estreno en el rol. Yo conocía apenas el aria del primer acto. La partitura trabaja prácticamente toda la tesitura del tenor, desde un ré bemol grave al dó agudo, el famoso “dó de pecho”. Fuera eso, la grade orquestal es siempre más pesada en las partes del Príncipe. Fíjate que siempre están muchos vientos, maderas y metales en los momentos en que estoy cantando. Hay que transponer toda esa columna sonora sin perder el legato o el fraseo. También por eso este rol, así como los que has nombrado anteriormente, exigen mucho preparo y conocimiento de la partitura. Cantar un rol es una “construcción”. Hay que planearlo en todos los detalles, donde podés arrancar, donde debes hacer piano, donde poner una filatura, etc.

E. A. - ¿Cómo fue el día a día en los ensayos en cuanto a la actuación? ¿De qué forma trabajaron?

Eric Herrero
Eric Herrero en el rol de Laca en Jenufa

E. H. - Hemos tenido muchos ensayos de escena y musicales en el Avenida. También en los ensayos de escena con Mercedes Marmorek estaba presente el Maestro Vieu. Eso te ayuda mucho porque te acostumbras más rápido con los tiempos acordados en los ensayos musicales. Armando la escena juntamente con la forma musical definida uno llega más tranquilo a los ensayos de conjunto con la orquesta. Eso es importante destacar porque, desgraciadamente, no son muchos los Maestros que se proponen a participar de los ensayos escénicos. Otro punto que hay que se destacar es la buena relación que todo el reparto, muy bien elegido por Cláudio Ratier, ha tenido desde el primer día de trabajo. Eso, seguramente, se refleja en el buen resultado que hemos tenido en las funciones, juntamente con las excelentes condiciones de trabajo que BAL nos ofrece.

E. A. - ¿Te dio problemas el cantar en idioma checo? ¿Tuvieron ayuda para poder pronunciar de manera correcta?

E. H. - Como yo había trabajado el rol de Lača, en la Jenufa de Janáček, ya tenía una base para empezar la preparación del rol del Príncipe. Tuve la suerte de, una vez más, trabajar con el preparador idiomático de BAL, el señor Igor Herzog, que además de ser checo, es un excelente músico y conocedor de la vocalidad. Está casado con la grande cantante Virgínia Correa Dupuy, a quién yo había conocido hace años en el Festival Amazonas de Ópera en Brasil, donde ha cantado una Ariadna en Naxos que se quedará para siempre en mi memoria.

Eric Herrero
Eric Herrero en el Teatro Solís luego de Ariadna en Naxos

E. A. - Virginia Correa Dupuy es una gran cantante, yo tuve el placer escucharla en el Colón en oportunidad de presentar el maestro Videla el oratorio Samson de Handel.

¿Qué obra que no cantaste todavía te gustaría hacer?

E. H. - El rol que cantaré el año próximo, Des Grieux de la Manon Lescaut de Puccini, es un rol de sueño para mí, tal como era Andrea Cheniér que canté en el 2010.

Me gustaría entrar más en el repertorio verdiano y poco a poco llegar en Un ballo in Maschera, Aida, Don Carlo. Pero siempre me gustó el repertorio dicho “alternativo”, hacer estrenos de óperas, abrir las posibilidades de conocer roles distintos. Eso me llevó a cantar en idiomas como el ruso, el checo, el húngaro y a estar ahora en el trigésimo tercer rol de mi carrera.

E. A. - ¿Cómo se portan los cantantes y los músicos argentinos? Seguramente serán muy alegres. ¿Hiciste amigos en esta ciudad luego de venir varias veces a cantar?

E. H. - Los músicos argentinos son de extrema calidad artística y musical. Siempre me han recibido muy bien y con una simpatía increíble. Tengo colegas muy queridos aquí. Los más cercanos son el Maestro Carlos Vieu, Omar Carrión, Norberto Marcos, Sergio Spina, Daniela Tabernig, Adriana Mastrangelo, Elisabeth Canis, Maestro Juan Casabellas, y la lista sigue… siempre que se confirma un Contrato aquí en Buenos Aires me lleno de alegría porque sé que serán también momentos muy agradables con mis amigos.

E. A. - El público argentino ya te conoce, siempre te aplaude mucho, y el año pasado hablabas de que te sentías muy cómodo en Buenos Aires. ¿Te sentís como en tu casa? ¿Conocés la ciudad, la recorres?

Eric Herrero
Eric Herrero en Adriana Lecouvreur en el 2014

E. H. - ¡El público argentino es muy cariñoso conmigo desde mi estreno aquí y lo llevo en mi corazón siempre! Es un placer y un honor muy grande poder transmitir mi mensaje a ellos. Me encanta Buenos Aires. Es como si yo estuviera en mi casa. Siempre visito lugares, restaurantes, museos, parques y el Puerto Madero con mi señora.

E. A. - Contame sobre tus próximos proyectos, donde vas a cantar, y si vas a volver a Buenos Aires.

E. H. - Después de la última función de Rudalka vuelvo a Brasil y entro en la producción de Lucia di Lammermoor en Belo Horizonte que se estrenará en noviembre. En seguida, voy a la Sala São Paulo, en São Paulo, para una producción de Carmen con la OSUSP en diciembre.

En el año entrante cantaré una vez más el Lača en Jenufa. A ejemplo del Don Pasquale de BAL que fue a Rio de Janeiro en el mes pasado, la producción que canté aquí en 2013 viajará para allá, con el proyecto de escenografía de Daniela Taiana y vestuario de Sofia di Nunzio. Una iniciativa del regisseur André Heller-Lopes de llevar las producciones de Buenos Aires Lirica a el Teatro Municipal do Rio de Janeiro. Jenufa cerrará la temporada de 2016 del teatro carioca. Estoy muy feliz en volver a cantar ese rol y también por participar de esta parecería con BAL. Pero, antes de eso, vuelvo a Buenos Aires Lirica para la producción de Manon Lescaut.

E. A. - Entonces nos veremos para Manon Lescault! Muchas gracias Eric por volver a atenderme, te deseo lo mejor!

E. H. - Gracias a usted otra vez. ¡Un gran abrazo a El apasionado y a todo el público de Argentina!

Escribo, tomo fotografías artísticas y analizo música clásica y rock, literatura, historia medieval y me atrevo con las noticias de Argentina y del mundo.

Deja un comentario